-->
Smiley face
Tamaño:
Fabricante:
Procesador:
Almacenamiento:
Memoria RAM:
Velocidad:
Sistema Operativo:
Gráfica:
Precio:

Reseña/Review del Leagoo M5 Edge, un "Sin Marcos" Barato con excelente rendimiento


Llevamos más de una semana con el Leagoo M5 Edge en nuestra posesión. Lo cierto es que si bien en un principio nos esperábamos un rendimiento algo corto, el terminal nos ha sorprendido muy gratamente con su rendimiento, diseño y posibilidades. Hoy te invitamos a conocer este smartphone a fondo en nuestra completa review del Leagoo M5 Edge.

También te invitamos a que nos sigas en nuestro canal de YouTube donde el próximo día 20 de julio responderemos a las preguntas del equipo que nos dejen en los comentarios, en caso de que recibamos más de 10.

Recapitulando las principales prestaciones, el M5 Edge nos llega con un procesador MediaTek MT6737 de 4 núcleos que trabaja a 1.3 GHz. A este procesador se le suman 2 GB de RAM y 16 GB de almacenamiento interno ampliable.

Su panel de 5 pulgadas obedece a una resolución HD mientras que en su parte posterior también nos incluye un sensor de huellas, todo esto por menos de 90 dólares/euros. Ahora, vamos directos a la reseña del Leagoo M5 Edge.

Review/Análisis/Reseña del Leagoo M5 Edge

El apartado estético

 


 Damos inicio a esta reseña con el apartado estético donde el M5 edge destaca gracias a su cómodo y ergonómico diseño de 5 pulgadas que prescinde en gran parte de los marcos. Decir que el terminal es muy liviano, marcando unos 150 gramos en la balanza y también es bastante delgado, ubicándose en los 7.8 milímetros.
En la parte posterior nos encontramos con la cámara principal así como el sensor de huellas. Al lateral derecho tenemos los botones de volumen y botón de encendido/apagado mientras que en el lateral izquierdo no hay nada. En la parte inferior tenemos el puerto de carga USB 2.0 y en la parte superior el jack de audio.

Decir que este terminal no tiene ranura para tarjetas, lo que tiene es una parte posterior despegable donde accedemos a la batería y allí podemos hacer uso de dos tarjetas microSIM a la vez así como ampliar el almacenamiento con una tarjeta de memoria.

Importante denotar que no trae soporte de serie para tarjetas nanoSIM con lo que si tienes una nanoSIM vas a tener que hacer uso de un adaptador.

Una atractiva pantalla con buena visibilidad en exteriores



Si bien en un principio se nos hacían cortas las 5 pulgadas de diagonal que tiene el M5 Edge, al poco tiempo nos hemos hecho al tamaño y hemos vuelto a descubrir los beneficios que tiene una diagonal que podemos llevar en una sola mano. 

Nunca tuvimos problemas al desbloquear el móvil con el sensor de huellas, pudiendo llegar al sensor sin problemas con una sola mano. A su vez, la calidad de la pantalla también nos sorprendió bastante, ofreciendo una buena visibilidad en exteriores muy poco características de su gama.

En cuanto a la "experiencia sin marcos" por denominarla de algún modo, no creemos que tenga mayor relevancia ya que si bien es cierto que tiene pocos marcos a los costados, un defecto grande que encontramos a esta prestación es que los controles de navegación no se encuentran en el bizel inferior sino directamente como parte de la pantalla.

 Esto reduce considerablemente el "efecto sin marcos" que intentaron conseguir, notándose únicamente cuando reproduces imágenes ó vídeos donde los botones de navegación desaparecen. Dicho esto, no deja de ser una muy buena pantalla que ha resultado muy placentera a la hora de visualizar contenido de Netflix.


Rendimiento muy bueno en líneas generales


Como comentamos durante el vídeo, la verdad es que nuestra reseña del Leagoo M5 Edge nos ha sorprendido bastante. No nos esperábamos un desempeño tan fluido en todos los apartados sino más bien un desempeño correcto y poco más.

Afortunadamente, nada puede estar más lejos de la realidad y para las tareas del día a día el Leagoo M5 Edge demostró ser un fuerte contrincante, manteniendo un rendimiento fluido en todo momento, independientemente de la cantidad de apps que tuviésemos abiertas al mismo tiempo.

Hemos usado el móvil en un día a día así como hecho pruebas gráficas con apps como Google Earth ó el popular juego RR3 y en ningún momento hemos tenido ningún problema destacable, algo que contribuye a que el terminal sume puntos.

Hablemos del sistema operativo


El sistema operativo del Leagoo M5 Edge reseñado se denomina FreeMe OS 6.0 y se trata de una versión customizada de Android 6.0. Dicha versión cuenta con numerosas atractivas ventajas como son la posibilidad de bloquear apps directamente desde los ajustes, gestionar numerosos y gratuitos launchers así como un gestor de archivos francamente mucho más intuitivo que aquel de la versión stock de Android.

También incluye entre sus prestaciones una destacada novedad que es la posibilidad de hacer capturas de pantalla no solo de lo que está en tu pantalla en ese momento sino también de páginas enteras (esto se explica mejor en el vídeo) así como de secciones concretas que quieras marcar para hacer una captura.

Un elemento que se encuentra ausente del Leagoo M5 Edge y su sistema FreeMe OS es que no tiene un sitio donde se concentran todas las aplicaciones que no sea el escritorio.

Es decir, a diferencia de otros equipos que tienen una sección dedicada para todas las apps descargadas, el M5 Edge hace uso única y exclusivamente de los escritorios, algo que puede resultar extraño al principio pero a lo que te acostumbras rápidamente.

Una cámara decente pero no excepcional

El apartado fotográfico de esta review del M5 Edge no destaca en exceso.  Y es que, como cabe esperar en un smartphone de menos de 100 euros, el smartphone ofrece una cámara decente en buenas condiciones de luz pero que decepciona un poco cuando ya no tenemos buena luz, obligándonos a hacer uso del flash (algo bastante común).

En cualquier caso, tanto la cámara principal como la frontal ofrecen una calidad pasable y tampoco pecan de no tener enfoque u cosas peores que suceden en otros terminales de estos precios con lo que nos damos por satisfechos.

Autonomía y Almacenamiento


Siendo perfectamente sinceros, la autonomía del M5 Edge no es para tirar cohetes. Viniendo de reseñas de equipos como el Oukitel K10000 Pro, el Asus Zenfone Zoom S ó bien el Oukitel K6000 Plus, lo cierto es que ya nos habíamos acostumbrado a un nuevo estándar en la autonomía, un estándar que no es compartido por la mayoría de los móviles del mercado.

En el caso del M5 Edge, contamos con una batería de 2000 mAh que, en términos reales, se traduce en unas 2-3 horas de uso continuo lo que viene a significar que este smartphone solo ofrece un día de uso mixto a sus compradores. 

No está nada mal y lo cierto es que se mueve en la línea de lo que es la norma actual pero es importante que sepan que este móvil no está pensado para darte dos días de autonomía.

En lo que respecta al almacenamiento, nos llega de serie con 16 GB de los cuales nos quedan libres algo más de 10 GB, cosa que también se agradece. Sobre estos es posible ampliar vía microSD en otros 128 GB adicionales. Es importante denotar que en este smartphone no tienes que elegir entre ampliar el almacenamiento ó tener dos tarjetas SIM insertadas ya que es posible hacer ambos.

Conectividad y sensor de huellas


El sensor de huellas ofrece un desempeño muy bueno, pudiendo usarse además para varias funciones adicionales al desbloqueo del móvil como, por ejemplo, para hacer capturas con la cámara.

Tampoco hemos tenido problemas con el mismo y básicamente, tras configurar nuestra huella era solo cuestión de milisegundos para que pasaramos a desbloquear nuestro móvil con ella.

Decir que la suite de conectividad está bastante completa, soportando redes 4G, WiFi e integrando GPS. Muchos nos preguntan en nuestras reseñas de YouTube qué tal el 4G y a aquellos les decimos que bastante bien, no se nos ha caído en ningún momento y funciona correctamente en todos los apartados de la conectividad.

Conclusión: ¿Vale la pena?


Finalizamos esta review diciendo que el terminal nos ha sorprendido mucho más de lo que nos esprabamos en todos los sentidos.

La primera sorpresa fue ver que tenía las teclas de navegación dentro de la pantalla pero tras este primer impacto hemos podido valorar una excelente calidad de pantalla para un móvil barato, un muy buen desempeño en el día a día y un gran rendimiento a nivel gráfico para cosas como Google Earth ó juegos como Real Race 3.

Su sensor de huellas funciona muy bien, se agradecen los apartados únicos de sus capturas de pantalla y la posibilidad de bloquear aplicaciones dentro del propio sistema aporta una capa extra de seguridad que nos ha dado más tranquilidad. Finalmente, su variedad de temas disponibles también nos ha encantado, sobre todo porque nos permite personalizar el móvil a nuestro gusto y estado de ánimos.

Con todo, si bien no es un gama alta ni aspira a serlo, el Leagoo M5 Edge es un smartphone muy recomendable que sin lugar a dudas no te va a decepcionar.

No hay comentarios :

Publicar un comentario