Páginas

[Análisis] Asus TUF Gaming VG32VQ: Gran Calidad y Precio

Asus TUF Gaming VG32VQ: análisis
Ventajas
  • Pantalla 2K con refresco de 144 Hz
  • Tiempo de respuesta de 1 ms 
  • Compatible con contenidos HDR10
  • Admite soportes de tipo VESA
Inconvenientes
  • No cuenta con puertos USB
  • El panel no es IPS
¿Buscas un monitor orientado al gaming que sea robusto, moderno y económico? De ser afirmativa la respuesta, el presente análisis/review/reseña del Asus TUF Gaming VG32VQ te puede interesar.

En el conoceremos en detalle las prestaciones de un monitor curvo 2K de 32 pulgadas, que, de entrada, presume de un precio muy razonable, estando respaldado por un sinnúmero de valoraciones favorables por parte de sus compradores recientes.



Índice


Especificaciones Técnicas del Asus VG32VQ


Marca/ModeloAsus TUF Gaming VG32VQ
Dimensiones con soporte 71,3 x 58 x 23,3 centímetros
Peso con soporte9,13 kilogramos
Panel VA | 31.5 pulgadas | 1800R | HDR10
Resolución 2K QHD (2560 x 1440 píxeles)
Tiempo de respuesta 1 ms (MPRT)
Tasa de refresco 144 Hz
Cobertura de color 16.7 M
Relación de aspecto 16:9
Altavoces Sí (2 x 2W)
Soporte VESA Sí (100 x 100 mm)
ConectividadHDMI 2.0 (x2)
DisplayPort 1.2
Salida de auriculares


¿Para quién es?


Se trata de un monitor diseñado por y para gamers exigentes, cuyas especificaciones van orientadas a entregar la experiencia de juego más completa y envolvente, manteniendo esa relación precio-calidad tan característica de los monitores de la firma asiática.

De entrada, este modelo de diseño curvo te permite jugar con una increíble fluidez, definición y fidelidad de color, gracias a su tasa de refresco de 144 Hz, resolución 2K nativa y compatibilidad con el estándar HDR10.

Opcionalmente, el modelo Samsung Odyssey C32G55T puede ser una excelente alternativa, si prefieres un monitor gaming de 32’’ con características similares, pero con una curvatura más pronunciada (1000R).


Diseño

Asus TUF Gaming VG32VQ: monitor gaming curvo de 144 Hz con resolución 2K y HDR10
El Asus VG32VQ presume de una estética minimalista y de alta calidad, apostando únicamente por el negro mate para la parte posterior, marco del panel y el soporte que lo sostiene.

En este sentido, vale destacar que la peana incorporada es lo suficientemente ergonómica como para permitirte modificar la altura del monitor (hasta 140 mm), así como la rotación lateral (desde 60º hasta -60º) e inclinación (desde 20º hasta -3º).

Asimismo, puedes prescindir de dicho soporte y anclarlo en la pared, puesto que este modelo es compatible con soportes de tipo VESA de 100 x 100 mm.

Puertos y Conectividad

En el departamento de conexiones, notamos la presencia de soluciones típicas de un monitor de estas características. De entrada, este modelo cuenta con una salida de audio de 3.5 mm, ideal para conectar tanto cascos de gaming como altavoces externos, y así mejorar la discreta calidad de los altavoces de 2W integrados.

Asimismo, dispone de 2 salidas de vídeo HDMI 2.0 y una de tipo DisplayPort 1.2, indicadas para conectar ordenadores de escritorio, portátiles y consolas de videojuegos, entre otros dispositivos de entretenimiento casero.

Rendimiento Gaming

Si en algo coinciden los jugadores con sus primeras impresiones, es en la impresionante fluidez del Asus TUF Gaming VG32VQ a la hora de jugar títulos exigentes (e-Sports, RPGs, shooters, simuladores, etc.), gracias a su refresco de 144 Hz, complementado con un tiempo de respuesta tan bajo como 1 ms (de acuerdo al estándar MPRT).

Y para mejorar la experiencia de juego, aun durante las partidas más frenéticas, se incorpora la tecnología de sincronización adaptativa, AMD FreeSync, para asegurar unas imágenes libres de cortes, desgarros y desenfoques por rápidos movimientos.

No es menos importante la función Shadow Boost, encargada de optimizar la visualización en escenarios oscuros, sin sobreexponer las zonas más brillantes; ni mucho menos su compatibilidad con Flicker-Free, una tecnología que te asegura un gaming sin parpadeos molestos.

Si bien se trata de un modelo orientado al gaming, lo cierto es que muchas de sus características lo hacen un monitor perfecto para trabajar en múltiples tareas con varias pestañas abiertas y visualizar contenidos multimedia en resolución 2K nativa, y dentro de un inmersivo diagonal curvo de 31.5 pulgadas.

De igual manera, vale destacar la indiscutible fidelidad de colores provista por esta pantalla, equivalente a una reproducción de hasta 16.7 millones de colores; siendo también compatible con contenidos HDR10.

Por otra parte, decir que su tecnología Vertical Alignment (VA) favorece la profundidad de tonos oscuros; mientras que su nivel de brillo supera con creces al de otros monitores low-cost, al alcanzar los 400 cd/m2.

Y para fomentar tu concentración, aun durante esas extensas sesiones informáticas, destacar su apuesta por una superficie libre de reflejos y el conocido filtro anti luz azul, el cual podrás regular en hasta 4 niveles de intensidad, en función de tus necesidades.


Conclusión: ¿Merece la pena comprar el Asus TUF Gaming VG32VQ?

En resumidas cuentas, estamos ante un monitor muy bien equilibrado a nivel de prestaciones, indicado no solo para jugar, sino también para mirar contenidos multimedia y trabajar en tareas variadas, gracias al gran diagonal de su pantalla y excelente definición.

De igual manera, su elevada tasa de refresco y bajísimo tiempo de respuesta, te aseguran esa competitividad que tanto necesitas para destacar en el campo de batalla, tanto si te inicias en el mundillo del gaming o bien ya tienes cierto nivel de experticia.

Por lo demás, reiterar la solidez y alta calidad de su construcción, así como su facilidad de montaje y adición de las soluciones de conectividad necesarias para conectar tu portátil, consola de juegos y demás dispositivos de entretenimiento multimedia.