-->
Smiley face
Tamaño:
Fabricante:
Procesador:
Almacenamiento:
Memoria RAM:
Velocidad:
Sistema Operativo:
Gráfica:
Precio:

Galaxy Tab S 10.5 Ventajas y desventajas, pros y contras


A estas alturas la mayoría de vosotros conocéis la nueva gama de tablets insignia de Samsung, las Galaxy Tab S. Hemos hablado en detalle acerca de los pros y los contras del modelo de 8.4 pulgadas y ahora toca examinar a su hermana mayor, la Galaxy Tab S 10.5. En este sentido, aunque ambas tablets son muy parecidas, vamos a valorar sus ventajas y desventajas para ver si efectivamente es una tablet que vale la pena. ¿Preparados?



Enlace de interés: Galaxy Tab 3 7.0 VS Tab 4 7.0

Desventajas de la Galaxy Tab S 10.5


Cuerpo de plástico


Samsung parece no entender ó al menos no querer entender que la gente quiere cuerpos metálicos en sus tablets. Más aún cuando nos movemos en el rango de precio al que apunta Samsung. Si la batería fuese extraíble entonces sería otra cosa pero al no contar con una batería extraíble, un cuerpo de plástico sencillamente se siente barato en comparación con las tablets de aluminio del mercado. Este definitivamente es uno de los puntos en contra que más debo resaltar. Aunque claro, para gustos hay tablets.

Menor densidad de píxels


Nadie dice que la Galaxy Tab S 10.5 no tenga una buena dosis de píxels en su pantalla. No obstante, tiene la misma resolución que su hermana pequeña de 8.4 pulgadas, pero al ser más grande la densidad se reduce. En este sentido, mientras el modelo de 8.4 pulgadas tiene bastante más de 300 píxels por pulgada, la Tab S 10.5 se queda en 288 píxels por pulgada en su resolución de 2560 x 1600 píxels. Obviamente se trata de una resolución increíble pero no habría estado mal que la resolución fuese mayor en la tablet más grande para mantener así la misma densidad de píxels.

Enlace de interés: Galaxy Tab 4 10.1 disponible desde 270€

Escasas y desfasadas actualizaciones 


Si bien es cierto que la tablet de Samsung nos llega con Android 4.4 Kit Kat también es cierto que Samsung tiene una mala reputación en lo que respecta a las actualizaciones, incluso de sus modelos estrella. Esto sabe mal cuando uno está pagando 500 euros por una tablet que a lo mejor solo tendrá una ó como mucho dos actualizaciones de sistema en su vida. Es algo que puedo obviar cuando pago menos de 300 pero cuando pago 500 euros espero tener lo último durante mucho tiempo y no solo durante el primer año de compra.

 Para que te hagas una idea del ritmo de actualizaciones de la casa el terminal Galaxy S3 de la casa, buque insignia lanzado hace dos años recién ha recibido una actualización a Kit Kat el pasado mes de junio, un año después de que la versión del sistema operativo fuese presentada por Google. Si eso no es lentitud y desfase ya no sé que lo es.

El sensor de huellas no va muy bien


A lo mejor lo que más te seduce de la nueva gama de Galaxy Tabs es su sensor de huellas. Si este es el caso, no te compres la Tab S 10.5 ya que te verás inmensamente decepcionado. El sensor de huellas de estas tablets ha recibido ya numerosas críticas en lo que respecta a su funcionamiento y en el Galaxy S5 fue hackeado apenas una semana tras su lanzamiento.

El problema en este caso es que el sensor únicamente registra un escenario de huellas que es el de deslizar tu dedo desde la pantalla al botón de "home". Si tu sencillamente colocas tu dedo encima del sensor tu tablet no se va a desbloquear. A su vez, si pasas tu dedo de un modo distinto al que lo pasaste cuando lo ingresaste entonces tampoco se va a desbloquear, en definitiva es un jaleo.

Precio desorbitado


Nadie dice que la Galaxy Tab S 10.5 no sea una excelente tablet pero no por ello pueden creerse en el derecho de competir en precio contra tablets más establecidas (como el iPad Air). La Tab S tiene numerosas ventajas a su favor pero su precio de 500 euros es bastante elevado considerando sus problemas de actualizaciones y el hecho de que la tablet es de plástico. Si su precio se ubicase en el rango de los 400 euros ya sería otra historia pero por 500 euros me sigo quedando con el iPad Air que, independientemente de ser un sistema operativo distinto, me ofrece un cuerpo de metal así como actualizaciones garantizadas y al momento durante varios años.

Ventajas de la Galaxy Tab S 10.5


Panel espectacular


Nadie pone en duda que Samsung fabrica paneles espectaculares para su línea de productos y la Galaxy Tab S 10.5 es la demostración más verídica de ello. No solo cuenta con una increíble resolución sino que el panel es Super AMOLED. Se trata en sí del mismo panel que ves en el Galaxy S5, un panel con colores vivos, contrastes claros y una nitidez inigualable. Si buscas el mejor panel del mercado y quieres quedarte en Android entonces la Galaxy Tab S 10.5 es lo mejor que conseguirás.



Diseño increíble y ergonómico


La Tab S no solo cuenta con prestaciones increíbles en su interior, también cuenta con un diseño espectacularmente atractivo y ergonómico. Con un peso de unos escasos 465 gramos y un grosor de solo 6.6 milímetros no sentirás que estás sosteniendo una "tablet" en tus manos sino directamente una ventana a un mundo de posibilidades. Es una de las tablets Android más atractivas del mercado en este sentido ofreciendo una experiencia inigualable en estos momentos a nivel de diseño y ergonomía.

Dos procesadores en lugar de uno y RAM de sobra


En lugar de integrar un solo procesador Quad-core, la Tab S nos ofrece dos procesadores de cuatro núcleos. Uno de ellos, que corre a 1.9 GHz para las tareas más densas y otro de 1.3 GHz para las tareas más livianas. Esto permite una optimización de recursos que pocas veces se ha visto en el mercado.

A su vez, siguiendo con el apartado interno, la RAM tampoco es nada despreciable, con 3 GB de RAM integrados. Esto nos garantiza un sólido funcionamiento y desempeño incluso con las apps más exigentes que podamos descargar. A su vez, hace que la función de multiventana se desarrolle de forma fluida y sin atascos. Lo cuál me lleva a mi siguiente punto.


Función multi-ventana


Una de las funciones más interesantes tanto de esta familia de tablets como la familia de tablets Pro de Samsung es la función multiventana. Esta función te permite tener dos aplicaciones abiertas de forma simultanea y poder verlas al mismo tiempo. Esta función puede ser de utilidad de cara al trabajo cuando miras un excel por un lado y una gráfica por otra. Fuera de esta utilidad concreta tampoco le veo mucha necesidad, sin embargo está ahí como una ventaja única a esta gama de tablets y las Pro.

Una cámara que sirve


Samsung ha hecho algo un poco raro con su Galaxy Tab S 10.5. Por un lado nos ofrece una tablet de grandes dimensiones con la que disfrutar de contenido multimedia de una forma excepcional. Por otro lado ha dotado a la tablet de una buena cámara trasera de 8 megapíxels con flash y grabación de vídeo en Full HD. Está claro que es bueno que tenga una buena cámara. Sin embargo en un factor forma de 10.5 pulgadas tampoco le veo especial utilidad. Lo tacharé de ventaja ya que a veces puede resultar útil aunque en general es un poco ridículo hacer una foto con un gadget de estas dimensiones. La frontal tampoco está mal con 2.1 megapíxels y grabación en HD, muy útil para videoconferencias.



Una buena autonomía


Samsung afirma que su nueva gama de tablets también llega con una gran autonomía. En las pruebas hechas a esta tablet concreta los resultados han sido mixtos con personas diciendo que llegaba a las 11 horas de reproducción y otros afirmando que rozaba las 9 horas. En cualquier caso esto depende mucho del uso que le demos pero podemos al menos partir de la base que la tablet nos ofrece 9 horas de uso, una cifra bastante interesante y poco común en el segmento de tablets Android.

Conclusión y opiniones


En definitiva, no se pude negar que la Tab S 10.5 tiene más ventajas a su favor que contras. Cuenta con un panel excepcional, un buen set de procesadores, RAM de sobra y un factor forma absolutamente increíble. Está claro, es una de las mejores tablets que te puedes comprar hoy en día. Como mayor desventaja señalo el sensor de huellas que es poco más que un divertimento, el hecho de que sea de plástico y obviamente su elevado precio.

Enlace de interés: Galaxy Tab 3 10.1 VS Tab 4 10.1 Diferencias detalladas

Considerando que la tablet está disponible por unos 500 euros en nuestro país no es una tablet que le recomendaría a la mayoría de la gente. Si eres muy exigente y necesitas una tablet muy potente entonces sí. Por el contrario, si buscas una tablet para usar como complemento de tu ordenador, ver películas en HD, navegar por la web, consultar tus redes sociales, jugar algún juego y no te molesta tener un solo procesador de cuatro núcleos en lugar de dos entonces me inclinaría a recomendar la Tab 4 10.1 . Esta tablet nos ofrece una gran experiencia, acompañada de un sólido panel de Samsung (aunque no AMOLED y de menor resolución) por bastante menos dinero. Concretamente puedes comprar esta tablet por unos 270 euros en Amazon España.  Por su parte, la Tab S 10.5 puede conseguirse por unos 500 euros en nuestro país.