Páginas

[Ventajas & Desventajas] Motorola Moto G6, ¿Vale la pena?


Motorola lleva unos cuantos años lanzando smartphones muy atractivos que traen las prestaciones de las gamas altas a modelos más asequibles. Con esto en mente, la firma ha puesto ahora a la venta el Moto G6 así como el Moto G6 Plus, sucesores del popular Moto G que irrumpió el mercado allá por el 2013 cambiando el panorama móvil para siempre.

 Hoy vamos a conocer un poco más a fondo al Moto G6, concretamente vamos a indagar en las ventajas y desventajas del destacado smartphone para descubrir si es oro todo lo que reluce ó si por el contrario es una compra que no nos vale la pena. Sin más preámbulos, nos sumergimos de lleno a explorar los pros y los contras del Moto G6.

Desventajas del Motorola Moto G6


Una autonomía un poco justa


Iniciamos este listado con la desventaja más destacada; la autonomía. Y es que si bien el terminal no tiene una autonomía pobre, deja bastante que desear. Concretamente, el equipo tiene una batería de 3000 mAh que nos ofrece una autonomía de en torno a un día de uso, aunque con un uso más exigente semejante cifra podría verse recortada a unas 10 horas.

Todo depende del uso que le demos pero es importante denotar que este equipo no está pensado para darnos una autonomía superior a un día.

Dicho esto, destaca que el terminal llega con tecnología TurboCharge con lo que la batería se carga bastante rápido, en torno a la hora y media para llegar a la carga completa, cosa que se valora bastante a día de hoy.

No es resistente al agua


Aunque Motorola ha lanzado terminales sumergibles en el pasado, el Moto G6 no se suma a esta tendencia y destacamos como inconveniente que el terminal no es sumergible. Es importante recalcar esto puesto que su resistencia a las salpicaduras podría dar lugar a la confusión y no nos gustaría que este fuese el caso. 

Es decir, si el Moto G6 se te cae al agua le puedes ir dando por muerto mientras que si le salpica agua bajo la lluvia no pasa nada. Tampoco es un problema muy grande cuando tenemos en cuenta que la mayoría de los smartphones no son resistentes al agua pero era algo que teníamos que mencionar.

No cuenta con desbloqueo facial


Aunque algunos terminales del mercado nos están llegando con tecnología de desbloqueo facial, el Moto G6 no es uno de estos terminales.

A diferencia de smartphones como el Xiaomi Redmi S2 (considerablemente más barato y con prestaciones semejantes), el Moto G6 no puede ser desbloqueado reconociendo tu rostro, en su lugar hace uso de la tecnología de reconocimiento de huella para llegar al desbloqueo, una tecnología que también es más segura dentro de todo.

Pese a ello, nos habría gustado que el terminal lo implementase, más aún cuando muchos terminales de precios inferiores lo están implementando a día de hoy y en todos los casos con el sensor de huellas mantenido como otra opción para el desbloqueo seguro.

No cuenta con carga inalámbrica


Finalmente, para ya cerrar nuestro listado de desventajas del Moto G6 tenemos la ausencia de tecnología de carga inalámbrica. Y es que pese a contar con un posterior de cristal que nos da lugar a creer que dicha tecnología tendría cabida en el Moto G6, Motorola ha decidido no implementar esta tecnología de carga en el equipo.

Por mi parte prefiero la carga por cable puesto que la carga inalámbrica pese a ser muy "cool" te limita a no poder utilizar el dispositivo mientras carga y dudo que sea el único que haga uso ocasional de su smartphone cuando está conectado a la red eléctrica.

Ventajas del Motorola Moto G6

Diseño moderno


No se puede hablar de las virtudes del Moto G6 sin mencionar el diseño del terminal. En este sentido, el nuevo G6 es seguramente de los modelos más atractivos lanzados por la firma.

Con su posterior cubierto en cristal y su frontal siendo en casi su totalidad pantalla, hacen que el terminal llegue con un diseño moderno que se adapta a las nuevas tendencias en el mundo de la telefonía móvil y que encanta a quienes lo han comprado.

A su vez, se agradece que pese a su gran panel de 5.7 pulgadas, el terminal mantiene unas dimensiones y peso contenido, marcando 167 gramos bajo la balanza y unas medidas de 15.3 x 7.2 x 0.8 centímetros.

Cámara dual con inteligencia artificial


No solo en el diseño se adapta el nuevo Moto G6 a los tiempos que corren, también lo hace en el apartado fotográfico. En este sentido, el nuevo terminal hace uso de la inteligencia artificial para poder capturar imágenes que hagan un uso más "genuino" del efecto bokeh. 

Para quienes no lo sepan, el efecto bokeh es el efecto de dar poca profundidad de campo a una fotografía, centrando el foco en un sujeto y desenfocando el resto de los elementos presentes en la fotografía.

Se trata de un efecto que se asocia rápidamente a las cámaras reflex y que poco a poco está haciendo su hueco en el segmento de la telefonía móvil gracias a firmas como Apple y Samsung que han abierto el camino a esta nueva tendencia.

A su vez, el terminal también tiene una modalidad interesante bajo la cuál puedes reforzar un color en la fotografía dejando lo demás en blanco y negro, siendo también capaz de hacer que un sujeto fotografiado se vea a color y el resto en blanco y negro. 

Un panel que da mucho juego


Comentamos previamente el panel al hablar del diseño pero no hemos hablado propiamente de las virtudes que tiene el panel por sí solo. En este sentido, el panel del Moto G6 nos llega con una resolución Full HD plus de 2160 x 1080 píxels que ofrece una densidad de ni más ni menos que 424 pixeles por pulgada.

A esta resolución se suma el formato del panel, que adopta un formato de 18:9, idóneo a la hora de visualizar contenido multimedia. Obviamente, el panel no puede competir en calidad con aquellos de los buques insignia de Apple y Samsung pero pese a ello se sostiene bastante bien por si mismo con su tecnología IPS LCD.

En exteriores se visualiza correctamente aunque, como cabe esperar en un equipo de este precio, el terminal no se visualiza bien cuando entra en contacto directo con la luz del sol, algo bastante común dentro del rango de precios en el que se mueve.

Prestaciones para ofrecer la máxima durabilidad


A nivel de prestaciones, una de las grandes ventajas o pros del Motorola Moto G6 es que sus componentes internos en la versión más avanzada nos ofrecen un terminal que tiene para varios años de actualizaciones.

En concreto la versión avanzada (y la más recomendable por su reducido precio) nos llega con 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento.

A estas especificaciones se le suma un procesador Snapdragon 450 de 8 núcleos que trabaja a 1.8 GHz. Dicho procesador es muy potente y puede ser visto en otros terminales de la talla del Samsung Galaxy A7, el LG Q7 ó bien el Galaxy A9 Lite. 

Evidentemente no se trata de un gama alta con lo que no podemos esperar un terminal que vaya excelente en juegos donde las demandas gráficas son altas pero es un terminal que ciertamente sabe defenderse y está equipado con prestaciones suficientemente potentes como para asegurarnos un desempeño fluido durante los años venideros.

Una versión casi pura de Android


Sin lugar a dudas, una de las ventajas destacadas del Moto G6 es aquella que podemos ver en la mayoría de los terminales de Motorola; una versión pura de Android.

Esto significa que no tenemos customización casi con lo que el rendimiento en general va mejor aún gracias a que la interfaz del terminal no tiene que estar cargando un montón de elementos que no son nativos al sistema operativo.

Otra ventaja que tiene el llegar con una versión casi pura de Android es que no encontrarás casi bloatware, algo que terminales de Samsung u otras firmas no pueden decir ya que nos llegan con programas pre-instalados que a menudo no son de nuestro interés y encima toman su peso sobre el equipo.


Un precio imbatible


No podíamos finalizar este listado sin mencionar su espectacular precio como un gran pro. Así las cosas, el equipo llega al mercado con un precio de unos 225 euros en su versión básica (3 GB de RAM y 32GB de almacenamiento) pero te recomendamos encarecidamente que te hagas con la versión de 4 GB de RAM y 64 GB de almacenamiento que está disponible por algo menos que de 270 euros al momento de publicar este post. 

Y es que dicha versión ofrece así mucha más capacidad para almacenar tu contenido así como un 33% más de RAM para poder darte el mejor rendimiento posible en un terminal que además ofrece mayor durabilidad de cara al futuro, todo por una diferencia de precio bastante insignificativa en terminos relativos.

Conclusión: ¿Vale la pena?


Cerramos esta recopilación de las ventajas y desventajas del Moto G6 o bien de sus pros y sus contras diciendo que es un terminal cuyos pros superan ampliamente sus contras.

Su potente procesador sumado a su espectacular pantalla y componentes destinados a ofrecer un equipo que te va a durar varios años hacen que el nuevo buque de Motorola se posicione como una de las mejores opciones del mercado en lo que a la relacion calidad/precio respecta.

En definitiva, no nos extraña en nada que este equipo haya conseguido posicionarse entre los más vendidos ya que se trata de una excelente compra.