-->
Smiley face
Tamaño:
Fabricante:
Procesador:
Almacenamiento:
Memoria RAM:
Velocidad:
Sistema Operativo:
Gráfica:
Precio:

Moto G (2015) VS Galaxy Gran Prime: Diferencias Detalladas


Os hemos hablado acerca del Moto G 2015 casi tanto como del Samsung Galaxy Grand Prime. Ambos terminales apuestan por llenar el mismo hueco en el mercado y ambos ofrecen precios competitivos para ello. El equipo de Motorola está disponible por 199 euros en Amazon mientras que el de Samsung se mueve en los 179 euros.

De este modo, son muchos los usuarios que se ven en una encrucijada a la hora de elegir entre estos dos terminales.  Con esto en mente, en el día de hoy pretendemos facilitaros la decisión preparando una análisis comparativo del Moto G 2015 de tercera generación VS Samsung Galaxy Grand Prime. Un post que pondrá a estos dos terminales frente a frente para que decidas cuál es el que mejor se adapta a tus necesidades.



Moto G (2015) VS Samsung Galaxy Grand Prime

Panel


Comenzamos nuestro enfrentamiento para hablar acerca de las diferencias en los paneles de estos equipos. Por un lado tenemos el Moto G 2015 con un panel de 5 pulgadas HD, una densidad de 294 píxels por pulgada y un recubrimiento Gorilla Glass 3 para protegerle contra los arañazos. 

Al otro lado tenemos al Galaxy Grand Prime, un equipo que comparte las mismas dimensiones que el Moto G pero cuya resolución baja de HD  a 960 x 540 píxels y que carece de Gorilla Glass. En este caso está claro que el terminal de Motorola gana la "partida" por goleada.

Procesador, Almacenamiento y RAM


Pasamos al segundo apartado en la batalla del Moto G 2015 vs Galaxy Grand Prime para cubrir tres de los aspectos más importantes en cualquier smartphone que se precie: el procesador, almacenamiento y la RAM.

Aquí las diferencias ya no son tan apreciables. Ambos terminales llegan con una CPU Qualcomm Snapdragon 410. La diferencia de potencia viene dada por el Moto G que en este caso apuesta por 1.4 GHz de velocidad frente a los 1.2 GHz del Galaxy. La gráfica integrada, por su parte, es la misma y en ambos casos tenemos una Adreno 306.


En cuanto a la RAM, un elemento integral a la experiencia de cualquier smartphone, ambos equipos nos llegan con 1 GB (en su versión de base). No obstante, aunque esto pueda parecer un empate si miramos solo la cifra, hemos de resaltar que pese a que ambos smartphones corren Android, el terminal de Samsung llega con algo de bloatware, cosa que siempre hace que el equipo vaya un poco más lento que el Android virtualmente puro con el que llega el Moto G 2015.
De cara al almacenamiento, la historia es la misma y no hay diferencias en el almacenamiento base de ambos equipos. Los dos llegan con 8 GB de almacenamiento. Sin embargo, hemos de resaltar que mientras el terminal de Motorola limita nuestras posibilidades de ampliación a 32 GB, el equipo de Samsung nos permite apostar por 64 GB dándonos más libertad en este sentido.

Cámaras


Llegamos a uno de los apartados más interesantes de la comparativa, uno donde Motorola ha puesto mucho empeño este año. Concretamente, vamos a valorar el apartado fotográfico.

En el caso de Motorola la cámara principal nos llega con una resolución de 13 megapíxels, una apertura focal de f/2.0 y un flash dual tone para obtener mejores fotos cuando haga falta el flash. 

Por su parte, el Galaxy Grand Prime se queda muy por detrás con una cámara principal de 8 megapíxels, flash LED y una apertura focal no revelada. En ambos casos tenemos la posibilidad de grabar vídeo en Full HD.

En lo que se refiere a la cámara frontal, Motorola ha dado un gran paso para diferenciarse de la mayoría de sus competidores y ha apostado este año por un sensor de 5 megapíxels en la cámara frontal. Desafortunadamente para ellos, Samsung también ha hecho lo mismo de modo que estamos ante un empate en este apartado de la comparativa Moto G 2015 VS Galaxy Grand Prime.

Dimensiones


Este es un apartado menos relevante para la inmensa mayoría de los usuarios. Sin embargo, para uno de los pocos puntos donde Samsung sale ganando no podíamos dejar de mencionarlo. Y es que además de pesar solo 144 gramos en la balanza, el Samsung Grand Prime tiene un grosor de unos escasos 8.6 milímetros. 

En contrapartida, el Moto G de 3ra generación es ligeramente más pesado, marcando 155 gramos en la balanza y 3 milímetros más bajo la regla. Diferencias menores, claro está que además están justificadas en otros apartados.

Batería


La batería es un apartado complicado, podemos mirar los mAh y decir que uno es mejor que otro, pero lo cierto es que es bastante más complejo que eso. Si lo piensas, tu móvil de hace 6 años tenía una batería 10 veces más pequeña que la mayoría de los smartphones de hoy y sin embargo seguro que no tenías que conectarlo a una toma de corriente todas las noches.

En este sentido, hemos de decir que la batería del Moto G 2015 cuenta con una potencia de 2470 mAh, menor a los 2600 mAh ofrecidos en el terminal de Samsung. 

Pese a ello, Motorola ha hecho el reclamo de que el Moto G de tercera generación es capaz de aguantar hasta 24 horas de uso mixto. Samsung, por su parte, no lo ha hecho con lo que hemos de asumir que la potencia es menor. 

Según los datos recabados del equipo de Samsung sabemos que este tiene una autonomía que alcanza las 17 horas de conversación. Hay que tener en cuenta que estas cifras típicamente son exageradas y dependen de muchas cosas (brillo al 50%, sin mensajes entrantes, etc.) con lo que personalmente me fío más de las 24 horas de Motorola que de la cifra no pronunciada oficialmente por Samsung. 

Conectividad


Vamos cerrando nuestra comparativa de diferencias para hablaros de la conectividad, un apartado donde ambos terminales coinciden. Así las cosas tenemos soporte 4G en ambos casos, WiFi b/g/n, Bluetooth 4.0, GPS, Radio FM, entrada de audio de 3.5 milímetros y puerto microUSB 2.0. Ambos equipos cuentan también con la función Hotspot que te permitirá compartir tu tarifa de datos si así lo deseas.

Resistencia al agua


Finalmente toca hablar de la resistencia al agua. Una de las características clave del nuevo terminal de Motorola. Concretamente, estamos ante un certificado IP67 que nos ofrece protección para sumergir el terminal hasta 1 metro bajo el agua durante 30 minutos. El equipo de Samsung no tiene ninguna protección contra el agua con lo que tenemos poco que añadir aquí.

Conclusión


Llegamos al final de nuestra comparativa de diferencias entre el Moto G y el Galaxy Grand Prime diciendo que ambos terminales tienen sus pros y sus contras. A su vez, como ya sabes, el Moto G es ligeramente más caro (199 euros en Amazon España) que el terminal de Samsung (179 euros). Pese a ello, hemos de decir que el claro ganador en este caso es el terminal de Motorola.

A grandes rasgos, el equipo de Motorola es sencillamente mejor en casi todo, desde la cámara, pasando por el procesador hasta la resistencia al agua. Puede que en muchos casos estemos ante mejoras menores pero poco a poco se acumulan y en definitiva estamos ante un terminal que efectivamente supera al equipo de Samsung. Mala suerte Samsung pero juega otra vez, seguramente la próxima vez ya aciertes.





No hay comentarios :

Publicar un comentario